Las vitaminas son buenas para tus ojos. Vitamina A, C y E – sus propiedades y dónde encontrarlas y su deficiencia

Avitaminosis causada por una deficiencia de vitamina A, C o E puede llevar a una visión borrosa, irritibilidad, envejecimiento de la piel más rápida, síndrome de ojo seco e incluso hemorragia de ojos.

Las vitaminas benéficas para el ojo: vitamina A – cuáles son sus propiedades & su deficiencia 

La vitamina A apoya el trabajo de los fotoreceptores ubicados en la retina y su deficiencia lleva a la llamada ceguera nocturna, en otras palabras, ambliopía en el atardecer. Una deficiencia significativa de la vitamina A causa un síndrome de ojo seco, ulceración corneal e incluso necrosis corneal difusa.

Vitamina A – dónde encontrarla

La deficiencia de cada vitamina puede ser suplementada sintéticamente. Sin embargo, la vitamina sintética nunca será tan efectiva como la natural – llevada al cuerpo junto con la comida. Los productos ricos en vitamina A son el puerco e hígado de puerco. Con el tiempo, beta-caroteno, que se encuentra en las zanahorias y el betabel, se transforma en vitamina A dentro del cuerpo.

Beneficios de las vitaminas para los ojos: vitamina C – propiedades & deficiencias 

Vitamina C retira el exceso de radicales libres del cuerpo humano, gracias al cual se frena el proceso del envejecimiento del organismo y previene el desarrollo de muchas enfermedades. La vitamina C ayuda a que el cuerpo absorba el hierro contenido en los alimentos, mejora el funcionamiento del sistema inmune y nervioso y contribuye a la formación del tejido conectivo. La deficiencia de Vitamina C puede causar episodios subconjuntivales e incluso hemorragia dentro del globo ocular.

Vitamina C – dónde encontrarla

Vitamina C es soluble en agua, así que es expulsado del cuerpo rápidamente y debe ser reabastecido constantemente. Los productos ricos en vitamina C son: fruta cítrica, fresas y grosella.

Vitaminas benéficas para el ojo: vitamina E – propiedades & deficiencia 

Vitamina E previene la destrucción de células que forman tejidos oculares, fortalece los vasos sanguíneos e inhibe el desglose prematuro de las células rojas de la sangre. La deficiencia de la vitamina E es un fenómeno raro porque se encuentra comúnmente en productos alimentarios. Sin embargo, puede pasar, lo que resulta en deterioro del ojo, irritabilidad, debilidad, anemia, queratosis y envejecimiento prematuro de la piel.

Vitamina E – dónde encontrarla

Vitamina E es soluble en grasa, por eso se encuentra en muchos aceites vegetales, como el de girasol, soya o maíz. La vitamina E también se incluye en los siguientes productos: huevos, leche, margarina, nueces, almendras, germen de trigo, zanahorias, coles de bruselas y otros vegetales verdes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© 2020 "Laboratorio de Belleza" All Rights Reserved